La noche del pasado martes se llevó a cabo la 60ª entrega de los premios Ariel, el máximo galardón al cine mexicano, aunque lo que las verdaderas protagonistas de la noche, fueron las exigencias de los actores y creadores por la justicia en el caso de los tres estudiantes de cinematografía desaparecidos el pasado mes de marzo en Jalisco.

En el evento, que se llevó a cabo en el Palacio de Bellas Artes, muchos de los presentes alzaron la voz de distintas maneras, desde portar una banda en el brazo que decía “no son tres, somos todos”, hasta lanzar discursos en contra de la violencia que se vive en nuestro país.

Incluso, el documentalista Diego Enrique Osorno recordó el incendio que hace nueve años consumió la Guardería ABC, y que hasta el momento no hay responsables. También las actrices Ludwika Paleta, Irene Azuela, Ilse Salas y Nailea Norvind pidieron un minuto de silencio por las víctimas de la violencia.

Entre los invitados también estuvieron Miguel Rodarte, Gael García, Daniela Vega, Paulina Vega, Camila Sodi, Alfonso Dosal, Jesús Ochoa, Miguel Rodarte, entre otros.