Durante una sesión de ejercicios transmitido en vivo, una entrenadora presentaba diferentes aerobics para sus usuarios y sin darse cuenta, grabó el momento en que un convoy de militares arriba a la sede del Parlamento de Myanmar para concretar el golpe de Estado.

Todo aconteció el pasado lunes, cuando el ejército birmano detuvo a la jefa del gobierno civil, Aung San Suu Kyvi, que pidió “no aceptarlo”, y proclamó el estado de emergencia por un año. El golpe sin violencia es necesario para preservar la “estabilidad”, afirmaron los militares, que prometieron en un comunicado en Facebook celebrar elecciones “libres y justas”, al término del estado de emergencia.

En la grabación se puede ver a la entrenadora realizando diferentes ejercicios en una locación al aire libre en la ciudad de Naipyidó, la capital de Myanmar, de pronto, aparece una caravana de vehículos militares que se dirige a la sede parlamentaria.

El video se volvió viral en cuestión de minutos, rápidamente usuarios de la red social de Twitter buscaron la forma de autentificar el video, que al parecer, no tenía algún tipo de edición o modificación.