Los principales representantes de los sectores obrero y empresarial, se reunieron con el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, así como con otros funcionarios del Gobierno de México y representantes del Poder Legislativo.

El motivo de la reunión fue referente a la iniciativa que en noviembre del año pasado el Presidente presentó para regular la subcontratación y erradicar sus abusos. En diciembre se suscribió en Palacio Nacional un acuerdo tripartito para que a partir de ahí se discutiera con los sectores involucrados la iniciativa y los posibles efectos que traería en el reparto de utilidades.

Después de tres meses de diálogo, mediante mesas de trabajo y foros se lograron atender las preocupaciones de los sectores en ambas materias. Los acuerdos alcanzados comprenden:

  • La prohibición de la subcontratación de personal.
  • La regulación de la subcontratación de servicios especializados distintos del objeto social y de la actividad económica preponderante de la empresa contratante.
  • El registro ante la STPS y la inscripción al padrón público de las empresas de subcontratación de servicios y obras especializados.
  • La responsabilidad solidaria en caso de incumplimiento, y el otorgamiento de un plazo de tres meses para que los trabajadores subcontratados pasen a formar parte de la nómina del patrón real.
  • Adicionalmente, se llegó a un acuerdo sobre el tema de reparto de utilidades para evitar posibles distorsiones en empresas de uso intensivo de capital, creando dos modalidades para el cálculo del reparto. Con esta fórmula se elimina la discrecionalidad y se lograría un incremento del 156% en el monto del reparto de utilidades a los trabajadores.

Estos acuerdos serán entregados a la Cámara de Diputados para que puedan ser revisados y en su caso, aprobados por los legisladores.