En la ciudad de Allen, Texas, Estados Unidos, dos hermanos mataron a toda su familia y después se suicidaron. Uno de ellos sostuvo que todo fue planeado, según una nota, que dejó en la plataforma de Instagram, ya inexistente.

El total de víctimas es de seis personas: Farhan Towhid, de 19 años, y Tanvir Towhid, de 21, ambos sospechosos, y sus víctimas Farbin Towhid, hermana gemela de Farhan; Towhidul Islam, de 54 años, el padre; Iren Islam, de 56, la madre, y Altafun Nessa, de 77 años, abuela de los hermanos.

De acuerdo a los hechos, narrados por el portavoz en Allen, el sargento Jon Felty, alrededor de la 1 am del lunes, la policía fue llamada a una casa en la cuadra 1500 de Pine Bluff Drive. Un amigo de la familia llamó a la policía preocupado de que alguien en la casa tuviera tendencias suicidas. Tras dar seguimiento a la llamada elementos de la policía llegaron al domicilio para un control de bienestar y encontraron a seis personas muertas.

Según las investigaciones, los hermanos Farhan y Tanvir Towhid, mataron a tiros a sus familiares después de conseguir fácilmente dos pistolas y con eso demostrar, según la nota de suicidio, que “el control de armas en Estados Unidos es una broma”.

Farhan y Tanvir lucharon contra la depresión clínica durante años, pero después hicieron un pacto en el que se prometieron que, si no superaban su trastorno en un mes, se suicidarían después de matar a toda su familia.

“Hola a todos. Me suicidé y maté a mi familia. Si soplo me mato, mis familiares quedarán destrozados. Amo a mi familia, de verdad. Y es exactamente por eso que decidí matarlos”, escribió Farhan Towhid en Instagram.

Imam Abdul Rahman Bashir de la Asociación Islámica de Allen, comentó “Debemos servir la memoria de esta familia […] Date cuenta de la importancia de estar allí para los miembros de nuestra familia, para nuestros hijos, para quienquiera que conozcas, esté pidiendo ayuda. No se pueden escuchar todas las llamadas”.