El productor Harvey Weinstein se entregó la mañana de este viernes a las autoridades de Nueva York, donde un juez impuso una fianza de un millón de dólares para que el famoso productor de Hollywod, acusado de abusar sexualmente de varias mujeres, salga bajo fianza para llevar su juicio en libertad.

Weinstein tendrá que portar un dispositivo de localización para salir de prisión y deberá entregar su pasaporte, además de que tendrá viajes limitados. Estos hecho se dan luego de que la fiscalía del distrito de Manhattan informara que el productor está acusado de violación en tercer y primer grado, estas demandas fueron hechas por dos mujeres, y los hechos se presentaron en 2013 y 2004.

Aunque la fiscalía no facilitó la identidad de las afectadas, hay una larga lista de personalidades que alzaron la voz de manera pública, acusando a Harvey de distintos abusos, con lo que surgió el movimiento #MeToo.