Los líderes mundiales del Grupo de los 20 (G-20) comenzaron este viernes en la ciudad japonesa de Osaka una cumbre de dos días en medio de las crecientes preocupaciones por las disputadas comerciales y las tensiones geopolíticas.

A medida que aumenta la escalada de la guerra comercial entre Estados Unidos y China, los ojos están puestos en si los líderes del G-20, que representan aproximadamente el 80% de la economía mundial, pueden ponerse de acuerdo sobre la importancia del libre comercio y el sistema de comercio multilateral basado en normas que han beneficiado el crecimiento económico.

Los debates de la cumbre del G-20 iniciaron con una primera reunión sobre la economía digital, seguida de la primera sesión de las discusiones formales de los líderes reunidos en un centro de convenciones de la bahía de Osaka.

En total están programadas cuatro sesiones. Entre los asuntos a tratar se incluyen la economía global, la innovación digital, el empoderamiento de la mujer y el medio ambiente.