El Gobierno Estatal de Jalisco rechazó el fortalecimiento de medidas sanitarias, pese a que se han registrado casos de COVID-19 con la variante Delta, además de que se han incrementado las hospitalizaciones.

De acuerdo con las cifras reportadas, la entidad mantiene un 62 por ciento de casos activos por COVID-19 y 17 por ciento de hospitalizaciones, por lo que solo se reforzará el cumplimiento de las medidas sanitarias en los negocios.

“No queremos volver a tomar medidas de restricción adicionales, pero si la gente y sobre todo los negocios no nos ayudan a cumplir con las reglas establecidas, no vamos a permitir tampoco que este problema se vuelva a salir de control”, señaló Enrique Alfaro, gobernador de la entidad.

Asimismo, el funcionario manifestó que la vacuna brinda altos niveles de protección de la enfermedad, aunque solo el 42 por ciento de la población ha sido inoculada.