El Fondo Monetario Internacional había pronosticado bajas en la economía mexicana debido a la incertidumbre que brindaban las políticas del presidente Andrés Manuel López Obrador.

“La confianza se debilitó y los bonos soberanos aumentaron en México, tras la cancelación por parte del Gobierno de un aeropuerto planificado para la capital y el retroceso en las reformas de energía y educación”, indicaron los expertos en el informe Perspectivas Económicas Mundiales que el FMI presentó este martes.

El Fondo justificó su revisión a la baja de las perspectivas para México por ‘el cambio en las percepciones sobre la dirección de las políticas’ del Gobierno del izquierdista López Obrador.