El presidente Andrés Manuel López Obrador expresó su solidaridad hacia Julian Assange, fundador de Wikileaks, a quien deseó que se le perdone y se le deje en libertad tras ser detenido en abril de 2019 en Londres.

López Obrador aseguró que se garantizará la protección de los ahorros de los trabajadores ante “cualquier crisis financiera pues son sagrados” y se revisarán los rendimientos para que el trabajador reciba lo que aportó. 

Ante las elecciones estatales de 2021 y qué proyección tendría Morena en esta contienda, López Obrador no quiso opinar al respecto y aunque fue fundador de este partido reiteró que “no corresponde al Ejecutivo Federal el meterse a procesos electorales”.