Con el objetivo de lograr la captura de Inés Gómez-Mont y Víctor Manuel Álvarez Puga, la Fiscalía General de la República (FGR) solicitará a la Organización Internacional de Policía Criminal (Interpol) una ficha roja, ya que incurrieron en un presunto desvío de más de tres mil millones de pesos.

El delito que implica a la presentadora de televisión y su esposo fue anunciado la semana pasada cuando un juez de Control del Centro de Justicia Penal Federal adscrito al penal del Altiplano, giró una orden de aprehensión en contra de ambos por delitos de delincuencia organizada, peculado y operaciones con recursos de procedencia ilícita.

Los delitos fueron identificados debido a que se localizaron empresas que sirvieron para lavar dinero y simularon facturar tras obtener la adjudicación de contratos sin licitación durante el sexenio de Enrique Peña Nieto.

Una vez que el matrimonio sea detenido, ambos serán ingresados a prisión preventiva en penales diferentes.

Sin embargo, el pasado 26 de agosto el Sexto Tribunal colegiado en materia Penal otorgó un amparo a la conductora para que la acción penal en su contra no sea ejercida por otro caso de operaciones con recursos de procedencia ilícita.

En este caso, el delito fue identificado por la declaración de impuestos donde notificó al Servicio de Administración Tributaria (SAT) haber tenido ingresos acumulables por 39 millones 518 mil pesos.