A partir del día de mañana Guanajuato volverá a semáforo rojo como medida precautoria ante el alza de contagios por COVID-19, así lo anunció Daniel Díaz Martínez, titular de la Secretaría de Salud de la entidad.

“En el Comité de Salud del Estado de Guanajuato hemos hechos una revisión extraordinaria de la situación, por ello hemos decidido adelantar el estado de alerta en Guanajuato para establecer el semáforo rojo a partir de este 25 de diciembre”, manifestó el funcionario a través de un video publicado en sus redes sociales.

Como medidas precautorias se cerrarán bares, centros nocturnos y áreas dedicadas a la venta de alcohol en restaurantes y hoteles; asimismo, se reducirán las actividades económicas del 50 al 30 por ciento de aforo y la capacidad instalada.

Actividades esenciales continuarán en operación ordinaria como el sector industrial y la comercialización de alimentos, en tanto que parques y alamedas seguirán abiertos a la ciudadanía con el 20 por ciento de la capacidad de aforo.

El secretario destacó que se fortalecerán las medidas de seguridad sanitarias en tiendas de autoservicio, plazas y centros comerciales.