Veintiocho científicos de la Facultad de Ciencias de la UNAM lograron desarrollar una prueba rápida, capaz de identificar el material genético del virus SARS-CoV-2, el causante del Covid-19, esta prueba permite procesar al menos 43 muestras en un tiempo de dos horas, y tiene un precio alrededor de los 300 pesos.

Este biomarcador se encuentra en fase de validación por el Instituto Nacional de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos (InDRE), por lo que en un mes se podría estar utilizando en los hospitales; en segundas estancias se espera, que incluso más adelante, se puedan crear pruebas caseras, para las cuales se requieren una inversión de 10 millones de pesos para la adquisición de los robots que puedan fabricar los dispositivos de forma masiva.

“Nuestro biosensor tiene el potencial de detectar específicamente ácidos nucleicos, el RNA del virus, que es como su marca y permite hacerlo masivamente, a diferencia de las pruebas PCR. Es una técnica con muy pocos pasos, con muy pocos insumos y no se requieren equipos muy sofisticados y caros lo cual nos permite usarlo en lugares con poca infraestructura para procesar” explicó Tatiana Fiordelisio, una de las líderes del proyecto.